¿Qué es Terra (LUNA)?

Terraluna
Criptomonedas

¿Qué es Terra (LUNA)?

¿Alguna vez has escuchado hablar sobre Terra? El mundo de las stablecoins cada vez va en aumento y Terra (LUNA) es uno de los proyectos que lo demuestran. Terra se trata de un proyecto que persigue un objetivo claro. Este es desarrollar un marco de blockchain orientado a la implementación de aplicaciones DeFi a través de monedas estables nativas y tokens LUNA.

La idea de este proyecto es bastante simple. Se centra en colateralizar de forma algorítmica una moneda estable mediante los tokens LUNA, haciendo de los tokens LUNA un token de gobierno y pago en la red Terra, así como una moneda estable para plataformas DeFi y pagos electrónicos. Gracias a este mecanismo, Terra es capaz de crear un marco que otros usuarios podrán emplear para ejecutar sus propias aplicaciones, sistemas de pago estables y seguros en cualquier parte del mundo.

Historia de Terra

Terra Money es una creación de TerraLabs, una empresa coreana fundada por Daniel Shin y Do Kwon. TerraLabs inició operaciones en enero de 2018 y, desde entonces, planea revolucionar el espacio criptográfico con una nueva idea: la cadena de bloques Terra.

La idea de esta cadena de bloques es protagonizar el desarrollo de una infraestructura de alta velocidad que permita desplegar aplicaciones DeFi utilizando todas las herramientas integradas en la propia cadena de bloques. Aquí comenzó el desarrollo de la cadena de bloques Terra, su token LUNA, la stablecoin algorítmica y toda la economía del token que hizo posible el funcionamiento de este nuevo proyecto.

A medida que el desarrollo se hizo más completo, TerraLabs integró sus esfuerzos con otros proyectos como Mirror Protocol, Chai Electronic Payment System y Anchor Protocol. Con estos nuevos esfuerzos, Terra comenzó a crecer más rápido y, en abril de 2019, Terra anunció el lanzamiento oficial de la red principal y su documento técnico.

¿Cómo funciona Terra?

Lo primero que debemos tener en cuenta para entender su funcionamiento es que Terra es un protocolo y su propia cadena de bloques, por lo que no depende de otras cadenas de bloques como Ethereum o Solana. Esto significa que la cadena de bloques, el wallet y toda la infraestructura de Terra funcionan independientemente de otros proyectos.

Ahora que sabemos estos datos, podemos pasar a ver cómo es su funcionamiento. La cadena de bloques de Terra funciona a través del protocolo Prueba de participación o Proof of Stake (PoS). Por esta razón, los validadores de bloques deben poner en staking tokens LUNA para votar y validar bloques dentro de la red. Esta es la función principal del token LUNA para garantizar el buen funcionamiento y la seguridad de la red Terra, aunque posteriormente lo veremos más a fondo.

Otra característica importante de Terra es que tiene como objetivo proporcionar a los desarrolladores herramientas avanzadas de smart contracts que les permitan el desarrollo de dApps. Teniendo en cuenta que Terra es una cadena de bloques de tipo PoS, estas dApps se benefician de altas velocidades de transacción y bajos costos de comisión. Todo ello brinda ventajas adicionales al uso de Terra como plataforma para crear dApps. No obstante, las partes más significativas del funcionamiento de Terra son los smart contracts y su capacidad para ejecutarlos, los servicios DeFi integrados en la red y el despliegue de las stablecoins.

Por otra parte, todas las operaciones de Terra se realizan de manera descentralizada y controlada por el sistema de contratos inteligentes impulsado por la tecnología CosmWasm. Este mecanismo permite a los desarrolladores el desarrollo de contratos inteligentes en Rust, Go o AssemblyScript, además de emplear monedas estables de Terra, intercambios en cadena, oráculos nativos de capa 1 y exponer la base de usuarios de DApp a los servicios de pago sin permiso.

En septiembre de 2021, Terra actualizó su protocolo a la versión Columbus-5, lo que significó cambios importantes en el sistema. Uno de los cambios fue tras la revisión del modelo de fichas del proyecto para quemar todos los LUNA empleados para acuñar TerraUSD (UST) en lugar de asignar una parte al fondo comunitario como antes.

Todo este proceso significó una adopción más generalizada del token LUNA en todo el ecosistema Cosmos y con ello fue posible una operación cruzada entre casi una veintena de cadenas de bloques distintas. 

¿Qué es LUNA?

Como la mayoría de proyectos, cuenta con su propio token nativo, LUNA. Como ya hemos mencionado anteriormente, este token destaca por su función principal, que es proteger la red del mal uso de sus recursos (spam) a través de su utilización como moneda para pagar comisiones por operaciones en el sistema.

Sin embargo, esta no es la única función del token. También es necesaria su aplicación en el staking para habilitar nodos validadores dentro de la red Terra. Esto se debe a que Terra funciona bajo el protocolo de Proof of Stake (PoS) y por ello, cada validador debe realizar el stake de una determinada cantidad de tokens para lograr la obtención del poder de voto y la participación en la generación y validación de los bloques en la red. 

Gracias a este mecanismo, es capaz de producir y validar una gran cantidad de transacciones a gran velocidad y por un coste bastante bajo. Además, permite la incentivación del trabajo de los validadores, lo cual aumenta la seguridad de la red, y por último permite generar nuevos tokens LUNA y aumentar la base de usuarios dentro de Terra. Otra de las funciones del token LUNA que podemos destacar es ejercer la gobernanza sobre el protocolo Terra a través de una DAO y una comunidad a la que podremos acceder desde Agora.

Por último, el token LUNA también es un pilar fundamental para la colateralización de forma algorítmica de las stablecoins en el sistema. Terra cuenta con un mecanismo de colateralización de cualquier moneda fíat. Ese sistema es el que se emplea actualmente para dos monedas que son TerraUSD (UST) y TerraKWR (KWRT), las cuales podemos acceder y ver en tiempo real con sus movimientos en la cadena.