¿Qué es una red descentralizada?

En el mundo de las criptomonedas se utilizan distintos tipos de redes para sostener las plataformas donde los usuarios interactúan y realizan sus operaciones. Entre estos tipos de redes la más común es la red descentralizada.

Tiene gran importancia en el mundo de las criptomonedas y representa un papel importante respecto a las propiedades de los proyectos que la implementan. Por eso hoy te contamos qué es una red descentralizada.

¿Cómo funciona una red descentralizada?

Cuando hablamos de una red descentralizada nos referimos a una red abierta, con distintos puntos de conexión. Para diferenciar una red de ordenador descentralizada de la centralizada lo primero que notamos es que no tienen una sola unidad central. Al no ser centralizado existen una serie de ordenadores en conjunto encargados de controlar y manejar la red. Cada ordenador asume una tarea en la red y así se disminuye la posibilidad de fallos.

A pesar de estar controlado y de no depender de un solo ordenador, en estas redes también existe el riesgo de fallo que llevaría a un desastre total. Esto se debe a que una red descentralizada puede fallar en caso de que quede fuera de servicio el coordinador de la red.

En este caso el resto de ordenadores quedan fuera de servicio y desconectados de la red principal. Por ejemplo, si el ordenador coordinador que mantiene el resto de ordenadores conectados a la red cae, los ordenadores dejarán de tener un punto de conexión y quedaran obsoletos.

Al contrario de lo que se cree sobre este tipo de red, los ordenadores no mantienen la conexión de forma autónoma, sino que actúan como una unidad central dentro de una red más grande.

 En el mundo de las criptomonedas encontramos ejemplos de redes descentralizadas como la red de Dash, cuyo funcionamiento depende de este tipo de organización de red.

Ventajas de las redes descentralizadas

Las redes descentralizadas cuentan con importantes ventajas respecto al resto de redes. Esto no significa que por ejemplo, una red centralizada no sea una buena opción. Todo depende de qué características estés buscando. A continuación veremos algunas de sus ventajas:

  • Seguridad. Las redes descentralizadas hacen más difícil que pueda producirse un ataque que afecte a toda la red. Esto se debe a que está controlada por diversos nodos y para lograr corromperlos haría falta controlar más de la mitad.
  • Almacenamiento de información. Respecto a una red centralizada, la información está más protegida. Esto es posible, ya que una red centralizada almacena toda la información en un solo lugar mientras que en una red descentralizada existen múltiples copias en cada nodo.
  • Escalabilidad. Un nodo central estaría limitado a trabajar con ciertos recursos. En cambio, para una red descentralizada que almacena la información en diferentes nodos es más fácil repartir el trabajo y alcanzar una mayor escalabilidad.